Bienvenido

Sígueme en mis redes

Follow us

Soy un hombre enfermo… Soy un hombre rabioso. No soy nada atractivo. Creo que estoy enfermo del hígado. Sin embargo, no sé un higo de mi enfermedad y seguramente tampoco pueda precisar qué es lo que me duele. No estoy en tratamiento y nunca lo...

Eran los locos años veinte. Era París. Eran norteamericanos jóvenes, hermosos y frívolos, una pareja deseosa de conocer el mundo, de respirar el mundo, de engullir el mundo y abarcarlo en su totalidad. Zelda y Scott Fitzgerald no tenían, ni mucho menos, el brillo de los seres...